Despedida una camarera que fue grabada por detectives falseando tickets

Con frecuencia, las empresas acuden a detectives privados para que investiguen posibles irregularidades por parte de sus trabajadores. Se trata de una práctica legítima que, no obstante, no está exenta de controversia. Así, la ley fija estrictos límites que los profesionales deben respetar, especialmente en un terreno tan conflictivo como el de la videovigilancia en el trabajo.

Como recogen los hechos probados del fallo, la empresa (dedicada al transporte ferroviario) sospechaba que su empleada, que trabajaba como camarera en el vagón cafetería, estaba cometiendo irregularidades en los cobros de las consumiciones. Para corroborarlo, contrató los servicios de una agencia de detectives que, haciéndose pasar por clientes, grabaron en diversas ocasiones a la demandante emitiendo facturas con un datáfono en las que no constaban algunos de los productos adquiridos por los viajeros, pero que luego sí cobraba.

La empresa calificó la falta de muy grave y la despidió. No obstante, la trabajadora recurrió dicha decisión ante el juez al considerar que, al grabarla sin su conocimiento, se había vulnerado su derecho a la intimidad.

Condiciones obligatorias

En su sentencia, el TSJ rechaza este argumento y confirma que la decisión tomada por los detectives cumple con los tres requisitos esenciales (idoneidad, necesidad y proporcionalidad). Es decir, es idónea para la finalidad pretendida (verificar si la trabajadora cometía efectivamente los cobros indebidos); y, por otro lado, necesaria para conseguir pruebas de las irregularidades.

Asimismo, tacha la decisión de proporcional, ya que la grabación "se limitó a la zona de caja". Así, los magistrados avalan la actuación de los detectives y descartan anular las imágenes. En este sentido, agregan que "no es la empresa la que realiza la videograbación", sino la agencia.

Por otro lado, y más allá de lo captado por las cámaras ocultas, los magistrados recuerdan que hay otras pruebas que avalan la mala praxis de la camarera: declaraciones de varios testigos, un informe elaborado por los investigadores (que presenciaron los hechos) y tickets de venta que plasmaban las irregularidades.

Conducta grave

Por último, la Sala descarta reducir la gravedad de los hechos, como así defendía la demandane, ya que en las imágenes no se la veía sustrayendo el dinero en efectivo de la caja. La conducta descrita, recuerda el TSJ, provoca una disminución patrimonial a la empresa que es "contraria a los principios de la buena fe que rigen la relación laboral". Se trata de una falta muy grave, subraya, que, en definitiva, justifica el despido.

Fuente: cincodias.elpais.com

Sentencia del TEDH sobre cámaras ocultas

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos cambia su propio criterio y da ahora la razón a España, que no tendrá que indemnizar a cinco cajeras de un supermercado que fueron pilladas robando gracias a la instalación de cámaras ocultas.

Hijos no reconocidos piden al Defensor del Pueblo detective gratis para pruebas de ADN

Un colectivo de hijos no reconocidos pide al Defensor del Pueblo que les ayude en su demanda de obtención de ADN por detectives y que la contratación de estos sea incluida dentro de los supuestos de la Justicia Gratuita, como los peritos médicos o el servicio de abogado.

Entre estos demandantes hay unas diez personas de Écija, que tratan de conseguir que “las normas de la justicia gratuita cubran los honorarios del detective”. “Hay muchos casos que no llegan al juzgado por no poder la persona demandante, el hijo no reconocido, pagar al detective”, señala el abogado también ecijano Fernando Osuna, que encabeza la petición.

Fernando Osuna se ha especializado desde hace años en reclamaciones de paternidad que conllevaban una demanda posterior por una herencia millonaria, fundamentalmente de hijos e hijas biológicos pero no reconocidos por grandes potentados, como el marido de la Duquesa Roja o los más conocidos de hijos ilegítimos de Julio Iglesias o de El Cordobés.

Casos muy claros no salen adelante por dinero

“En los más de 10 años que llevo trabajando como abogado especializado en pleitos de determinación legal de la filiación, he sido testigo tanto del estigma que supone la falta de reconocimiento paterno de los hijos extramatrimoniales, como de las abismales disparidades económicas siempre presentes entre padre e hijo”, apunta el letrado.

Afirma Osuna que se dan casos “muy claros de filiación paterno-filial de personas que no han sido reconocidas como hijos legítimos por sus padres biológicos” pero que “no prosperan porque no podemos conseguir pruebas de ADN; las personas demandantes no tienen el dinero que cuesta un detective para conseguirlas”.

El detective puede encargarse de conseguir el material genético de la persona demandada o de familiares directos en el procedimiento especial de determinación judicial de la filiación, pero los honorarios no están al alcance de todos los demandantes.

“En la práctica profesional habitual, se contrata a un detective privado para obtener un desecho del pretendido padre con su ADN, y el mismo se remite a laboratorios forenses para su cotejo con el ADN del hijo”, explica Osuna, que señala que “todas las demandas que se presentan con una prueba de estas características son admitidas a trámite”.

Sin ADN no hay demanda

Sin ese material genético “no puedo presentar la demanda”, lamenta. “Por ese justo motivo es tan importante, vista la práctica judicial, hacerse con una prueba de estas características como requisito de admisibilidad de la misma. Para nuestra desgracia, la obtención de estas pruebas para clientes de economía humilde se vuelve absolutamente imposible a causa de que no pueden pagar los honorarios de los detectives, desistiendo en muchos casos de su pretensión”.

Por eso, en representación de hijos no reconocidos, Osuna pide al Defensor del Pueblo que la Ley de Justicia Gratuita, se amplíe para facilitar un detective gratis para estos casos que “se han podido resolver de forma satisfactoria siempre que se ha contado con un detective”, concluye.

Fuente: elcorreoweb.es

Una farmacéutica contrata un detective y descubre miles de euros en robos

La Audiencia Provincial de Almería condena a un empleado de una farmacia que, entre enero de 2013 y marzo de 2015, se quedó con más de 56.000 euros de los productos que vendía.

El fallo, del que se hace eco Europa Press y contra el que cabe recurso ante la Audiencia Provincial, impone al acusado dos años de cárcel por un delito de apropiación indebida así como una multa económica durante varios meses a razón de 10 euros diarios (se insta a la devolución de 56.583,33 euros, más los intereses legales, a la propietaria de la botica).

El tribunal dio por probada la conducta del trabajador, que fue despedido por la dueña de la farmacia, tras comprobar losdistintos métodos que empleaba el acusado para quedarse con parte del dinero que ingresaba. ¿Cuál era su modus operandi? En algunas ocasiones dejaba de reflejar en el ticket de compra productos que vendía o pasaba por el lector artículos de inferior valor a los vendidos para guardarse la diferencia. De hecho, llegaba  a cuadrar la caja al final de la jornada “erróneamente” a conciencia para quedarse también con el dinero sobrante.

El tribunal destaca los testimonios “ricos en detalles” y contundentes que fueron respaldados con pruebas adicionales tanto de la propia dueña de la botica como del detective privado que ella misma llegó a contratar para demostrar las prácticas fraudulentas del que era su trabajador.

La investigación del detective

Según las averiguaciones del detective en cuestión, que hizo un seguimiento durante un mes y medio, el acusado “vendía tres cosas y pasaba por caja solo una” o “se equivocaba a propósito” en el arqueo de la caja poniendo el ticket en el mostrador y apuntando todo pero marcando una suma inferior a la real. Asimismo, se indica que “hacía arqueos a deshoras y se metía dinero de la caja en el bolsillo” de la bata. El detective pudo además recuperar algunas de las notas que el acusado tiraba a la papelera en las que reflejaba sus cuentas.

La dueña del establecimiento, que había detectado desde el principio que no encajaban las cifras gracias a un programa al que accedía ella para el control de stock, dijo que tras contrastar los hechos, despidió al trabajador con una carta en la que explicaba todo lo ocurrido y que el empleado no pidió “explicación alguna” ni desmintió lo que se decía en su escrito.

Por otro lado, los documentos que aportó la denunciante, que estimo en unos 89.5000 euros robados, mostraron que las ventas del acusado eran “notablemente inferiores” a las del resto de compañeros de la farmacia.

Durante el mes y medio de seguimiento del detective, el trabajador se hizo con 3.395 euros mediante detracciones que tuvieron lugar en 22 días, lo que supuso un promedio diario de 154,31 euros. En este sentido, el tribunal aboga por realizar un promedio mensual de 2.263,33 para calcular la suma total que habría sido sustraída, ya que no todos los días se descuadraba la caja.

Fuente: redaccionmedica.com

Detectives contra el intrusismo en veterinaria

A finales de febrero la nueva Junta de Gobierno del Colegio Oficial de Veterinarios de Madrid (Colvema) celebró su primera Asamblea General, en la que su presidente, Felipe Vilas, expuso los principales proyectos a realizar por el Colegio en 2019. Entre ellos destacaba uno: recurrir a detectives para recabar pruebas contra el intrusismo profesional cuando sea necesario.

Esther Tortuero, vocal de deontología del Colegio, es la persona que gestiona los casos de intrusismo en veterinaria en la Comunidad de Madrid, y ha explicado a Animal’s Health los detalles del proyecto.

Despido disciplinario y detectives: avalado el despido de una empleada que estando de baja por IT trabajaba en el bar de su marido

Durante la baja por incapacidad temporal, un empleado no puede realizar actividades que dificulten u obstaculicen su recuperación o que sean incompatibles con su situación de baja. Algunas empresas, para demostrar el fraude recurren a detectives para recabar pruebas. Un ejemplo es esta sentencia del TSJ que avala el despido de de una empleada que estando de baja por IT se dedicaba a trabajar en el bar de su marido (sentencia del TSJ de Madrid de 8 de febrero de 2019).

Detenido un falso detective que engañó a un centenar de personas durante 13 años en Sevilla

Agentes de la Policía Nacional de Sevilla han detenido a un varón de 58 años de edad que llevaba trece años haciéndose pasar por detective privado, al que acudían las víctimas, cerca de un centenar, demandando algún servicio de investigación, con la convicción de que la persona que les atendía era un profesional habilitado y en el que depositaban su confianza y ponían a su disposición datos personales de familiares y suyos propios.

El abandono de familiares de desaparecidos

Los familiares de las personas desaparecidas en España, 12.330 según las alertas activas a fecha de 31 de diciembre de 2018, piden más recursos humanos y materiales para dejar de ser "invisibles" ante resto de la sociedad y porque "toda persona tiene derecho a ser buscada".

Cómo funciona la mente de un acosador

Resulta reconfortante creer que podemos detectar fácilmente a un acosador: el clásico tipo de dudoso aspecto, ataviado con una gabardina y que hace cosas obvias como seguir a las mujeres hasta la portería de su casa o averiguar sus datos personales. ¿Verdad?